qué son las pseudociencias o ese cuento chino foto de boris-smokrovic
La homeopatía, la astrología, el reiki, el feng shui, la moxibustión,  la quiromancia, la reflexología, la acupuntura,… pseudociencias. Seguro que ya sabes a qué me refiero.
Durante el desarrollo de este artículo he llevado a cabo una gran investigación y he hablado con muchas/os profesionales de sectores relacionados con la psicología y la ciencia en general.

He llegado a muchas conclusiones, entre ellas las siguientes:

  • En realidad una carrera no define tu postura hacia este tema.
  • Debemos ser conscientes de que una carrera no te adjudica profesionalidad, aunque de forma general así lo pensemos.
  • En ocasiones en las que no conlleva riesgos, creer en una pseudociencia nos aporta optimismo que es el mejor ingrediente para la sanación.
  • Las pseudociencias están excesivamente normalizadas socialmente.

Con este artículo no quiero convencer a nadie de nada, ni tampoco busques mi perfil al respecto, porque lo único que intento con este post es lo mismo que con el resto; hacer reflexionar e informar.

Las pseudociencias son un conjunto de creencias, actividades , métodos o afirmaciones que se intentan  reproducir como científicas cuando en realidad no lo son, o han sido rechazadas por esta por no ser válidas. Esto significa que probablemente no se puede comprobar de forma fiable, o quizás se haya estudiado y la ciencia la haya descartado por motivos importantes.
A estas alturas probablemente , si crees en algún tipo de pseudociencia -o te lo cuestionas- estarás pensando que entre esos “motivos importantes” uno puede ser el dinero. Sin embargo, desgraciadamente, las pseudociencias también son una mina de oro.

Podemos reconocer que los fármacos son una fuente de ingresos importante, que hay mucha farmacéutica interesada en que ciertas pseudociencias no salgan a la luz (sobretodo las relacionadas con la salud), que muchos medicamentos poseen un montón de efectos adversos, que muchos medicamentos pueden producir, a la larga, alergias…etc . No obstante esta discrepancia no es válida de ningún modo porque también las pseudociencias se llenan los bolsillos.

La diferencia radica en que cuando hablamos de pseudociencias desconocemos los efectos adversos, los riesgos, los beneficios asegurados…

La investigación durante años y las experiencias empíricas avalan el valor de la ciencia, mientras que las pseudociencias se basan en afirmaciones. No existen patrones ni rigurosidad.  No es falsable y por lo tanto no es ciencia.

 

¿Qué significa que algo sea o no falsable?

Karl Popper, filósofo y profesor, introdujo este término a mediados del siglo XX para poder descartar las no ciencias de lo que sí lo eran. A mi modo de ver la falsabilidad es muy útil y es un criterio en el que me baso para escribir este post. Pero entendamos mejor qué significa ser falsable.
Cuando un método,  una teoría, una práctica o una creencia es falsable significa que se puede tachar de errónea, falsa. Esto sería considerado una ciencia, ya sabemos que esto no funciona, ok, comprobado. Pero cuando algo no puede ser falsable y no podemos asegurar que sea erróneo tampoco podremos asegurar que sea cierto, con lo cual no es ciencia. No se puede comprobar, no es falso y tampoco verdadero.
Pero si aún a sabiendas de que una teoría o una práctica NO es falsable (no es verdad ni es falso) creemos en ella, ¿Por qué no creer en TODAS las pseudociencias? Todas son ambiguas y por lo tanto pueden ser ciertas. Por el mismo hecho de que pueden ser ciertas nos olvidamos, sobre todo en momentos de desesperación, que también pueden ser falsas.

¿Por qué creemos en las Pseudociencias?

Nuestro Cerebro nos tienta y nos engaña en cuanto se da el caso

 

Nuestro cerebro tiene un funcionamiento base, una estructura igual para todo ser humano de la que surgen después conexiones personalizadas con las que creamos nuestra propia persona. Pero esta estructura base es para todos/as igual (salvo casos de diversidad, enfermedad o deterioro por accidentes sean por grandes golpes craneales u otros que conlleven una alteración antinatural de nuestro cerebro)
En esta estructura base (utilizando un lenguaje básico para que toda persona que lea me entienda) nos encontramos con que el cerebro tiene muchas manías. Manías incontrolables y difícilmente adaptables, en las que se crean unos razonamientos , unas conclusiones y hasta unas percepciones, sobre lo que ocurre a nuestro alrededor o en nuestro interior, que no son nada lógicas. 
Una de las formas más conocidas de engañar que tiene nuestro cerebro es a través de las ilusiones ópticas – brain fails – como en el caso que os comparto a continuación.

 

El cerebro tiende a buscarle un sentido a todo lo que nos ocurre y todo lo que ve, por que es útil para nuestra supervivencia. Un ejemplo es cuando estamos tranquilamente en nuestra cama y escuchamos un ruido extraño. Probablemente sea el viento, pero pensaremos también que pueda ser un ladrón. Tener en cuenta que puede ser un ladrón puede salvarnos la vida. Aunque es cierto que vivimos en una era más segura, esta habilidad es útil y necesaria.
Sin embargo, aunque esta “habilidad” sea necesaria, la verdad es que es muy intrusiva y engañosa. En el vídeo anterior a pesar de darnos cuenta al final del vídeo de que es solo un brain fail , ilusión óptica, seguiremos viendo el patrón en vez de la realidad, porque nuestro cerebro nos lo impide directamente.
Alberto Soler nos explica muy bien en su post ¿Por qué nos dejamos engañar por las Pseudociencias? que existen dos fenómenos cerebrales que explican los tipos de patrones que genera nuestro cerebro:
  • Pareidolia: por ejemplo cuando vemos formas de animales en las nubes, caras de personas en manchas..etc.
  • Apofenía: que Alberto Soler define como “la experiencia consistente en ver patrones, conexiones o ambos en sucesos aleatorios o datos sin sentido”

 

Además de todo esto nuestro cerebro también puede alterar nuestra memoria y así hacernos creer , por ejemplo, que hemos vivido cosas que no vivimos realmente o bien recordando y enlazando aquellos recuerdos que contienen algún tipo de casualidad extraordinaria que nos hace buscar el porqué de esto.

En este sentido también cabe destacar lo poco que nos acordamos de lo ordinario y ponemos énfasis en los sucesos extraordinarios. Es mejor recordar un primer beso bajo una historia llena de acontecimientos emocionalmente intensos que un primer beso pactado entre amigas/os.

La incertidumbre y la ignorancia

La incertidumbre es algo que especialmente le molesta a nuestro cerebro. Es una de las grandes razones por las que crea patrones que expliquen las cosas.
Por un lado la tolerancia a la incertidumbre nos hace más susceptibles a creer en cualquier cosa que pueda definir mejor nuestro destino -la creencia en el destino es otro tema que podría alargar este artículo – que explique por qué nos ha ocurrido tal cosa, que pueda asegurarnos qué haremos en el futuro, que nos asegure lo que llegaremos a ser, que nos explique qué será de nosotras cuando muramos (la aversión de nuestra mente hacia la creencia de que después de la muerte no hay nada es enorme),
En el caso de que no creyéramos en nada, como en el caso de las personas escépticas, llevaríamos un entrenamiento personal y un esfuerzo muy grande a nuestras espaldas, ya que necesitaríamos ir en contra de nuestros impulsos cognitivos. Es un compromiso hacia nuestra propia mente de entrar en lucha contra nuestro cerebro que requiere un enorme esfuerzo que la mayoría de nosotras no queremos afrontar. Es mucho más fácil creer en algo que no creer en nada y tener que aceptar que todo es incierto y ambigüo.
En este momento puede que pienses que creer en la ciencia también es una creencia pero esto no es así. La ciencia también es duda. De hecho cuando se cree en la ciencia de forma casi exclusiva surge el inconveniente principal de que existen un montón de posibilidades , teorías sin comprobar, y , en relación a las pseudociencias, creencias , prácticas e ideas que no son falsables y por lo tanto no se pueden desmentir.

No puedes decir que son falsas, tampoco que sean verdaderas, y asumes que no son fiables e igual que pueden generar un “beneficio”pueden generar un gran perjuicio. Personalmente prefiero no arriesgarme.

Cuando eres de este tipo de personas simplemente toleras mejor la incertidumbre o por lo menos trabajas en la tolerancia, para que estas dudas no te generen el malestar natural que puede generar en cualquier persona, y según la persona, en mayor o menor medida.

que son las pseudociencias

La desesperación: cuando no quedan más opciones

La desesperación, la sobre-información, las múltiples rectificaciones de la ciencia, la necesidad de creer, la falta de falsabilidad… Son varios de los motivos por los que permanecemos en la era de popularidad y credibilidad de las pseudociencias.
Cuando la ciencia no nos ofrece ningún tipo de tratamiento o solución eficaz, o esta nos parece dura, difícil o lenta, solemos desesperarnos y buscar “otras alternativas” y es ahí donde encontramos alivio en las medicinas alternativas y en las prácticas ambigüas que nos ofrecen las pseudociencias.
Podemos ser, en mayor parte, escépticas, pero las personas necesitamos creer en algo y en momentos de desesperación todas nos podemos inclinar a una mayor tolerancia hacia las pseudociencias y dudar de si estas serán efectivas o no.
Esta es una de las grandes razones por las que muchas personas llegamos a probar;

No acudir a la rama científica específica y adecuada

Que no se acierte en el diagnóstico puede deberse a muchos factores y casos como la  fibromialgia  u otras enfermedades que todavía no se conocen en profundidad, pero en muchas ocasiones se trata de temas que tienen mucho que ver con la ansiedad. Miedos, fobias, largas exposiciones a un estado de estrés… Esto puede llevarnos a terminar en urgencias con una serie de sintomatologías muy diversas que quizás los médicos que nos atienden en ese momento no sepan identificar. Solventarán la urgencia inmediata y los síntomas podrán desaparecer y volver en unos días, o en unas semanas y volveremos a acudir a urgencias o a nuestro médico de cabecera.
Esto ocurre de forma muy regular y, aunque no debería ser así, tendrás que tener presente esta posibilidad.
Los síntomas más confusos, que están directamente asociados a la ansiedad y que pueden confundirse con muchas otras posibilidades son las siguiente:
  • Vértigos , mareos, sensación de pérdida del equilibrio…
  • Náuseas, sensación de estómago cerrado, gastroenteritis, descomposición recurrente y/o repentina…
  • Alergias aisladas, reacciones utópicas en la piel, urticaria,…
  • Dolores fuertes de cabeza,pequeños o medianos bultos en la espalda o en cervicales, temblores…
  • Sensación de sufrir infarto,sensación de sufrir un ataque al corazón, ahogo, falta de aire,…
  • Visión borrosa, puntos de luz negra o blanca en la visión, sensación de quedarse ciega,…
  • Insomnio, incapacidad de dormir una noche entera sin despertar varias veces…
  • ..Etc
Todos y cada uno de estos síntomas pueden darse, ya sea a la vez o en combinaciones diferentes, como consecuencia de la ansiedad y el estrés.
No obstante puede que en el momento en el que llegues a urgencias te deriven a tu médica de cabecera para recomendarte acudir al traumatólogo por si a tus cervicales les ocurre algo y por eso tienes -por ejemplo- vértigos y náuseas. Quizás te derive al otorrino, ya que los mareos también se pueden relacionar con el sistema auditivo. Puede que incluso te deriven a un psiquiatra y te receten pastillas sin ningún tipo de psicoterapia. Probablemente pases por muchas especialidades y no terminen de darte un diagnóstico claro. 
Tristemente suele ocurrir. La solución, cuando se realmente radica en la psicología, en el tratamiento psicoterapéutico con un psicólogo o una psicóloga con la que conectes realmente y que pueda ayudarte a afrontar una dificultad que estás sufriendo a causa de posibles traumas, vulnerabilidades o cualquier otra causa posible que haya concluido en una sintomatología horrible que hace que tu vida sea insoportable.
Este es tan solo un ejemplo de lo que puede provocar un mal diagnóstico o un proceso lento de diagnóstico. Por el camino probablemente, y dado también a tu desesperación por vivir con unos síntomas tan horribles, puedas caer en la tentación de creer en otras alternativas que pertenecen al mundo de las pseudociencias. En este caso puede ocurrir con gran probabilidad que:
  • Te alivie y calme por un período limitado de tiempo y luego vuelvas al malestar inicial.
  • Pierdas mucho dinero.
  • No te haya servido para nada y tu desesperación e incertidumbre sea mayor.

Por lo tanto si hace falta que visites a un número indiscriminado de especialistas o que busques hasta lograr aquel profesional que pueda gestionar tu situación y ayudarte, no lo dudes, confía y ten paciencia.

que son las pseudociencias
Esta es mi forma de verlo, sin embargo he querido reunir a todas/os las/os psicólogas/os que he podido, para que compartieran su postura al respeto y un pequeño análisis de unas pocas pseudociencias (existen muchísimas más)  para que puedas sacar tus propias conclusiones.

PARAPSICOLOGÍA

En esta pseudociencia encontramos múltiples ramificaciones que veremos a continuación pero se basan en fenómenos paranormales.

Desde el año 1996, la Fundación Educativa James Randi ofrece el montante de un millón de dólares a quien consiga, bajo métodos científicos controlados, demostrar un solo fenómeno paranormal. Hasta el momento nadie ha podido hacer una demostración satisfactoria y el premio sigue intacto.

En la parapsicología entran las siguientes
  • Percepción extrasensorial; lo que sería ‘un sexto sentido’ o percepción sutil.
  • Telequinesia; mover objetos con la mente, sin ningún tipo de fuerza física aplicada.
  • Telepatía; flujo de información entre mentes / leer la mente.
  • Precognición; o premonición. Capacidad de saber lo que sucederá antes de que ocurra.
  • Clarividencia; conocer el futuro o el pasado tras flashes de imágenes, o captar información a través de fenómenos fuera del alcance de los sentidos.
  • Experiencias extracorpóreas: sensación de estar flotando fuera de tu cuerpo y verte como un observador/a externo/a.
  • Espiritismo; comunicarse con seres muertos.
  • Poltergeist; “Fenómeno paranormal que consiste en el movimiento, desplazamiento y levitación de objetos junto con golpes, sonidos y otros fenómenos inexplicables.”

ASTROLOGÍA

Tipo: conjunto de tradiciones y creencias
Desarrollada por Eudoxo de Cnidos
En el año 390-337 a.C.

Según esta los planetas, las estrellas y constelaciones y su posición a la hora de tu nacimiento han marcado tu personalidad y tu destino.

Cuando aparecieron más planetas la gente no sabía ya a qué signo pertenecía, esa teoría ya no era válida, todo era un caos… Sin embargo mucha gente sigue creyendo en la astología en la actualidad.

HOMEOPATÍA

Tipo: medicina alternativa
Desarrollada por Samuel Hahnemann (primer homeópata: Hipócrates)
En el 1796 (primeros datos en 400 a.C)
Donde: Alemania

Si sufres algún tipo de dolencia sanarás consumiendo pequeñas cantidades de sustancias (extremadamente diluidas)  que provocan la misma dolencia en una persona sana. Se basa en que , si puede generar síntomas negativos en una persona sana, puede eliminarlos en una persona enferma/con dolencias. Descubre más aquí

La Organización Mundial de la Salud (OMS) no lo recomienda en casos importantes (por contener alto riesgo), como malaria, el sida, la tuberculosis, la gripe común o la diarrea infantil.

Se cree que los efectos positivos tras estos tratamientos homeopáticos son totalmente placebo y otras veces también se dice que puede llevar a la muerte.

REIKI

Tipo: medicina alternativa
Desarrollada por el budista japonés Mikao Usui
En el año 1922
Donde: Japón

La American Cancer Society, el Cancer Research UK, y el National Center for Complementary and Integrative Health advierten que el reiki no debe ser usado como un reemplazo al tratamiento convencional.

Se basa en usar las manos sobre el cuerpo de la persona afectada sin llegar a tocar su cuerpo (llamado imposición de manos o toque terapéutico) para transformar, equilibrar o limpiar su “energía (le llaman Chía o flujo de energía vital) .
 
William T. Jarvis, en el Consejo Nacional contra los Fraudes en la Salud, recuerda que «no hay evidencia de que los efectos del Reiki se deban a otra cosa que no sea mera sugestión» o efecto placebo.

TAPPING : La EFT o Técnica de Libertad Emocional

Tipo: terapia alternativa
Desarrollada por  Gary Craig
En el año 1990

Cree que las dolencias o padecimientos se suceden por una mala energía, un desequilibrio energético de la persona. Emociones atrapadas que transforman nuestra energía de forma negativa.

“El EFT consiste en “equilibrar la energía” […] golpeando rítmicamente con las yemas de los dedos índice y pulgar sobre catorce puntos de acupuntura (de ahí lo de hacer tapping), a la par que enunciamos en voz alta el asunto que estamos tratando.”

PSICOANÁLISIS

Tipo: terapia alternativa
Desarrollada por  Sigmund Freud
En el año 1896
Donde: Viena

Aunque te suene a ciencia, no lo es. Aunque haya formado parte de la ciencia, aunque existan psicoanalistas… No es ciencia porque manipula la información hasta llegar siempre a los mismos supuestos. Traumas infantiles o recuerdos ocultos y cosas por el estilo.

La probabilidad de mejorar un problema psicológico a través del psicoanálisis es bastante baja. Suelen apoyarse mucho en fármacos que en la mayoría de los casos no son necesarios.

Freud desarrolló el psicoanálisis desde un estado personal muy descompuesto. Era una persona obsesiva con temas sexuales e infantiles y por eso toda su teoría está basada en traumas infantiles y/o sexuales. Intentaba “curar” o sanar las mentes con técnicas bastante dudosas. Un ejemplo claro fue la histeria en mujeres, que se basaba en dolores de tipo premenstrual o carencias en cuanto a placer sexual. Su modo de eliminar la “histeria” era masturbando a esas mujeres.

Tal como nos comenta Alberto Soler en su post Las mentiras del Psicoanálisis:

« Los principales postulados de la teoría freudiana (la existencia del ello, yo y superyo, del consciente y el inconsciente, de los estadios de la personalidad -oral, anal y fálica-) nunca han sido probados mediante el método científico »

Se dice que el psicoanálisis usa con frecuencia la sugestión, a través de sus representaciones sobre “tus problemas” te pueden hacer creer que viviste cosas que jamás ocurrieron, o por lo menos no de ese modo. De todas formas puede que te lo creas y al final el psicoanalista tendrá siempre la razón y salir de su bucle será difícil.

En definitiva, en problemas psicológicos usar el psicoanálisis para mejorar puede acarrear riesgos.

ACUPUNTURA

Tipo: medicina alternativa
Desarrollada por el budista japonés Mikao Usui
En el año 100 a.C.
Donde: China

Es parte principal de la Medicina Tradicional China y se basa en el alivio del dolor y el tratamiento de enfermedades mediante la inserción de agujas en diferentes partes del cuerpo , normalmente se comparte con otros tratamientos.

Los estudios sugieren que su beneficio radica en generar un efecto placebo.

QUIROMANCIA

Tipo: adivinación
Hace más de cuatro milenios
Donde: China

A través de las líneas y los montes que se encuentran en la palma de las manos la persona que ejerce quiromancia dice leer tu mano y adivinar tu propio futuro, tu destino, tu futuro, tu presente… También adivinan tu perfil psicológico y fisiológico.

FLORES DE BACH

Tipo: medicina alternativa
Desarrollada por Edward Bach
Dónde: Inglaterra
Entre 1928 y 1932

Sana emocional y físicamente a través de un preparado de flores concretas maceradas en agua con brandy.
“Destinado a aliviar desequilibrios psicoemocionales y de carácter (tales como miedo, impaciencia, angustia, incertidumbre, ira, confusión, intolerancia, timidez, entre otros), para influir o prevenir padecimientos físicos y psíquicos (enfermedades). Básicamente, Bach concibió el uso de sus remedios basándose en la hipótesis de que las enfermedades son consecuencia de trastornos o desequilibrios de la dimensión emocional-mental de la personalidad producto de un conflicto Alma-Personalidad. Este tipo de ideas forman parte de la concepción mística de Bach sobre la salud-enfermedad.”

Psicólogas y Psicólogos opinan sobre las Pseudociencias

En mi larga tarea de publicar este post he intentado comunicarme con Psicólogos y Psicólogas para que aportaran su visión y perspectiva al respecto, encontrándome con la problemática de la “falta de tiempo” que era común en todas/os aquellas/os que me han contestado (y las/os que no será por lo mismo) Con lo cual este ha sido el resultado de personas que han dedicado una parte especial de su tiempo a colaborar y compartir en este postpara mejorar la difusión sobre este tema de tanta controversia actual.
Agradezco a cada una/o de las/os participantes y sigo abierta a nuevas participaciones, pudiendo editar este artículo si quisieras añadir tu parte.
Espero que te ayude, te guste y lo disfrutes.
Mariló Huertas Psicóloga

Mariló Huertas en El diario de las dudas

Psicóloga

« Mónica me pidió hace unos días este pequeño texto con mi opinión sobre la pseudociencia y casualidades de la vida al ponerme a escribir recibo a través de un par de grupos de WhatsApp la misma cadena hablando de un señor fantástico que ha encontrado la cura del cáncer. Voy a ser sincera ni lo he terminado de leer. Me molesta que bajo el titulo de científicos, maestros y técnicas ancestrales nos intenten vender la solución fácil para una enfermedad física o mental. Detrás de cada teoría científica hay muchas horas de investigación, muchas horas de frustración por no conseguir los resultados deseados, muchos errores de los que aprender….. Vivimos en una sociedad que nos gusta lo rápido, aquello que se puede conseguir sin esfuerzo, más o menos agradable y basándose en esas necesidades proliferan estas pseudociencias. Nos hablan en un lenguaje que se puede entender más fácilmente que el científico, nos dicen que nos van a curar… Cierto que muchas técnicas que empezaron siendo consideradas pseuciencias con el tiempo han sido admitidas. Estas han sido analizadas y puestas en duda por el método científico hasta demostrar su verdadera utilidad.
Cuando era pequeña me encantaba esa frase atribuida a Santo Tomas. “Si no lo veo, no lo creo”. Esa duda, ese plantearse las cosas es lo que nos ha permitido los grandes avances científicos que nos han permitido mejorar. »
Noema Fernández Psicóloga

Noema Fernández en Nido y Mente Psicóloga perinatal e infanto-juvenil CL4657

 
« La gente que acude a los psicólogos es un perfil determinado, que quiere trabajar desde su mente o la de los suyos. Igual que la que acude a un medico quiere trabajar desde su cuerpo y los hay que quieren trabajarse desde su “alma” o “espíritu” o llámalo como quieras, y para estas personas lo más terapéutico puede ser la pseudociencia porque lo integran mejor, lo absorben mejor, se entienden mejor. Se trata de entender las cosas y darles sentido »
Geraldine Psicóloga

Geraldine Panelli Psicóloga y Técnica en el Ministerio de Desarrollo Social de Argentina

« Cuando hablamos de pseudociencias nos referimos a todas las prácticas y disciplinas que realizan afirmaciones de las cuales no hay una comprobación científica correspondiente. Hoy por hoy encontramos en este haber disciplinas conocidas como  a la homeopatía, a las terapias de vidas pasadas, a la bioneurodecodificacion, al psicoanálisis entre otros. Es realmente importante  reconocer cuando hablamos de una disciplina científica, sobre todo en cuestiones de salud. Realizar un tratamiento no validado para una patología puede incrementar considerablemente los daños. En cuanto a los trastornos o afecciones mentales, un tratamiento inadecuado puede disminuir notablemente la calidad de vida del paciente y de su familia, perdiendo incluso la posibilidad de adquirir herramientas para una vida autónoma y socialmente adaptada. »
Alberto Soler Psicólogo

Alberto Soler  Psicólogo con certificado EuroPsy de Especialista en Psicoterapia


« Hasta las personas más inteligentes a veces creen en cosas verdaderamente estúpidas; por ejemplo, el mismo Steve Jobs, que con uno de los pocos tipos de cáncer de páncreas curables , optó por ‘tratamientos naturales’ que le llevaron a la tumba. Y como él, muchas personas anónimas. Los hay que creen que el hombre nunca llegó a la luna, los que creen en el horóscopo, el tarot, los chakras o los ovnis, los que dicen ‘a mí la homeopatía me funciona’ o los que creen que las vacunas causan autismo. Y la lista es infinita. ¿Qué tienen en común todo esto? Por un lado, que es un mercado que funciona muy bien: detrás de todas estas ideas hay gente que se lucra a costa de la credulidad de los demás. Y por otro lado, que todas esas creencias son meras supersticiones facilitadas por un modo muy concreto de funcionar de nuestro cerebro

« ...tendemos muchas veces a ver causalidad donde no la hay, donde sólo hay datos aleatorios que incomodan a nuestro cerebro. A veces las casualidades existen: no porque A y B se den al mismo tiempo significa que A y B estén relacionados. Y tampoco porque se produzca A y luego B significa que A sea el causante de B. »
« Al igual que tendemos a ver causalidad donde sólo hay casualidad, también a nuestro cerebro le gusta jugar a identificar patrones. De hecho es una de las cosas que mejor se le dan a nuestro cerebro. Ya lo hemos dicho, nuestro cerebro siente aversión por la información ambigua, por lo que cuando se encuentra ante un patrón de estímulos que no comprende, trata de identificar un patrón en esa información abstracta, nuestro cerebro ‘conecta los puntos‘. De hecho hay dos fenómenos psicológicos que están relacionados con esta tendencia a la búsqueda de patrones: la pareidolia y la apofenia. »
Karemi Rodríguez Psicóloga

Karemi Rodríguez Batista en Psicok Psicóloga colegiada M-31486 con amplia formación continua

« De entrada, ya la definición es chocante: ‘Disciplina determinada por un conjunto de prácticas, creencias, conocimientos y metodologías no científicos, pero que reclaman dicho carácter’.
Se venden ‘intervenciones rápidas, fáciles y mágicas’. Nos suena, ¿verdad?
Nosotros, como psicólogos, tenemos la obligación de formarnos constantemente, de actualizarnos. Contamos con la división 12 de la APA (American Psichological Association), que aquí te adjunto, donde vienen indicadas las patologías y sus tratamientos con sus distintos niveles de evidencia, a tomar en cuenta de cara a la intervención con nuestros pacientes:
Sin embargo, seguimos encontrando, ahora mismo, muchos casos de personas que han abandonado un tratamiento psicológico, o peor aún, psiquiátrico en pos de una curación por imposición de manos, homeopatía, a manos de algún predicador sin escrúpulos, etc. Este es el peligro, no es tanto el dinero y tiempo que perdemos, no es el sentimiento de pérdida y frustración por haber fallado y seguir perdiendo nuestra salud (que ya esto de por si  es bastante) es el que podemos agravarnos y según sea el caso, no existiría una vuelta atrás.»

Salvador Prieto Cobacho Graduado en Psicología en 2013

« Hay que tener mucho cuidado con las pseudociencias ya que no son métodos científicamente demostrados y no se puede corroborar que sus beneficios sean debidos a las hipótesis que plantean. No obstante puede tener cierto efecto placebo que si es positivo para algunas personas, pero no para otras, por lo que se debe ser riguroso en su uso, sobre todo el terapéutico.»

Apoyo en vídeo para descubrir más

Michael Shermer: El patrón detrás del auto-engaño

Queremos creer: ¿por qué nos dejamos engañar por las pseudociencias?

Cuando tu Psicólogo es un Chaman

*Mi reflexión sobre una sociedad intoxicada:

Sinceramente me pregunto a menudo por qué no nos resulta suficiente con todo lo que la ciencia nos aporta. A veces llego a la conclusión de que se trata del lenguaje usado. La ciencia es algo que nos cuesta comprender o que quizás no tengamos la información a nuestro alcance de forma clara, simple. Otras veces simplemente creo que es por comodidad cognoscitiva, ya que trabajar la mente lleva tiempo, constancia, paciencia y esfuerzo. Será un cúmulo de razones.
Una amiga a la que le he comentado que realmente no creo en el “alma” como se la entiende de forma general – aunque pueda llamar “alma” a mi propia mente – me ha contestado muy sorprendida, anonadada, con otra pregunta “¿Entonces crees que no tienes alma?“. Me ha hecho sentir hasta incómoda, porque parecía que estaba asesinando una parte de mi. Sin embargo, aunque me cueste mucho, no creo en el alma como algo que se separa de mi cuerpo. El alma que me brota, que me sobrecoge, que me “ilumina“, es mi propia mente. ¿Por qué eso no puede aceptarse socialmente como algo hermoso?
Llegada a este punto de mi vida, con esta perspectiva, me parece increíble que miles de personas no se puedan asombrar con la ciencia, con lo que es la vida en sí, necesitando buscar otras formas de belleza en la vida que no son reales.

Creo que la sociedad está intoxicada y que no está preparada para disfrutar de la vida con todo lo que somos, sin más ni menos. Quizás el mundo no sea consciente de toda la belleza y la complejidad de la realidad, de la verdad y de la ciencia.

Y tu, ¿Crees en alguna pseudociencia? ¿Crees que es una forma de engaño? ¿Crees que son las nuevas ciencias? ¿Qué opinas? Deja en comentarios todo lo que quieras comentar al respecto. Si crees que este artículo puede resultar de ayuda, ¡¡Compártelo!!🙌

Fuentes que he estudiado para elaborar este artículo:

  1. http://www.mentesliberadas.com.ar/2012/01/27/pseudociencias-cuales-son-y-por-que-no-son-ciencias/
  2. https://nosinevidencia.wordpress.com/adhesiones/
  3. https://lamenteesmaravillosa.com/por-que-hay-personas-que-creen-en-las-pseudociencias/
  4. http://elpais.com/elpais/2017/02/15/mamas_papas/1487148152_860465.html
  5. https://ccasanueva.wordpress.com/2012/10/21/listado-de-pseudociencias/
  6. http://sefifood.es/la-evidencia-cientifica/
  7. http://ateismoparacristianos.blogspot.com.es
  8. http://www.publico.es/ciencias/darwin-dijo.html
  9. https://lacienciaysusdemonios.com/2011/01/03/mas-charlatanes-el-eft-tapping/
  10. http://www.albertosoler.es/queremos-creer-nos-dejamos-enganar-las-pseudociencias-video/
  11. http://www.albertosoler.es/las-mentiras-del-psicoanalisis-video/
  12. https://lavenganzadehipatia.wordpress.com/2017/05/22/lakatos-sobre-la-ciencia-y-la-pseudociencia/
  13. https://www.apetp.com/index.php/psicoanalisis/
  14. Libro: El instinto de creer: La psicología de la fe, el destino y el significado de la vida. por Jesse Bering

12 Comentarios

  1. Mónica, tu artículo está muy bien, vaya esfuerzo. Un avance. Pero, perdona, intentar ver masa y energía a la vez es imposible. O probar la una con la otra. Es “salirte del cajón”. Los métodos naturales no curan, ayudan a que tú te sanes a ti mismo. Por eso pueden parecer placebo y por eso no los puedes probar de forma independiente al objeto de estudio. Es hablar de peras y manzanas. Hay gente que no se quiere curar, sólo que le hagan caso un rato; no se suelen curar. Para la curación auténtica nunca hay explicación porque la vida, y el fenómeno de la vida, es un milagro que nadie realmente sabe cómo ocurrió y sigue ocurriendo. Tampoco hace falta creer: yo soy agnóstica y tengo un caso de sanación milagrosa a través del canal Reiki. “Of course, it’s a misdiagnosis”, que es lo que dijo el sistema médico habitual. Teorizas y racionalizas, y eso está muy bien en tu mundo. No pareces tener una experiencia, vivencia personal de lo que hablas. Por supuesto que también, a tu manera, te puedes curar.

    • Gracias Lucía. Respeto tu postura pero la “magia” personalmente se la atribuyo por completo a la mente y acepto que existen hechos o cuestiones que todavía no podemos o sabemos explicar.
      Muchísimas gracias por tu aporte.
      Un saludo

  2. Hola!!
    Mi intención era explicar las cosas de un modo simple y cercano a todos los públicos, no quería pasarme el post dando datos, de todas formas te puedo asegurar que son, por lo menos la mayoría de las fuentes, del todo fiables. Aunque la fuente que más me lanzó a esto ha sido el libro de "El instinto de creer" donde sí se habla de muchas estadísticas, datos y experimentos y pruebas.
    Como ya he dicho intentaba ser comprensible y no liar con mucho dato científico si no con la lógica y el razonamiento y la información clara básica. para todos los públicos.

    Muchas gracias !! Un saludo

  3. Interesante artículo además de complementar con entrevistas a profesionales en psicología y psicoterapia sin embargo me deja un mal sabor de boca que algunas de las fuentes que citas no estén bien documentadas o sean datos tomados de blogs cuando existen fuentes bibliográficas con información estadística y científica que darían mayor sustento a tu artículo.
    Saludos!

  4. Qué alegría Gaby, tenerte por aquí! 🙂
    Es cierto… mucha!!
    Lo del PNL es muy cierto!! pero como ya he comentado existen muchas más pseudociencias!! son muchísimas, y sí que es verdad que ahora mismo el PNL está de moda… pero siempre supimos que el lenguaje es importante no? De todas formas se me ha escapado, ciertamente…

    Gracias por compartir y comentar maja!! 🙂

  5. Buenísimo artículo, en el círculo de loss blogs de desarrollo profesional hoy hay tanta patraña y charlatanería que se desvirtúa el trabajo de los científicos sociales y de la mente.
    Me sorprendí de no ver un poco sobre el PNL que ciencia no es, y que lamentablemente está.engatuzando a muchos profesionales que ahora creen que es la nueva biblia. Saludos y comparto!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here